• Home
  • /
  • Conferencias
  • /
  • Presidente de USEC expuso sobre la noble vocación empresarial en VI Congreso de Educación Católica

NoticiasUSEC

Presidente de USEC expuso sobre la noble vocación empresarial en VI Congreso de Educación Católica

Comparte:

“El elemento de fondo que legitima el actuar del empresario es la contribución a la dignidad humana y al bien común”. Así definió el presidente de USEC, Ignacio Arteaga, el fin último de la actividad empresarial, al exponer en el VI Congreso Nacional de Educación Católica, que se realizó el viernes pasado en la Pontificia Universidad Católica.

 

Durante el panel “Formación ética: deber y exigencia social” que compartió con Nicolás Majluf; profesor emérito de la Facultad de Ingeniería de la UC y Marta Lagos, socióloga, y fundadora de la encuesta Latinobarómetro, Ignacio Arteaga señaló que es deber de las universidades ayudar en la formación ética de los estudiantes que en el futuro ingresarán al mundo laboral y darles también luces de cómo aplicar esos conceptos.

 

“Las personas que llegan al mundo del trabajo muchas veces vienen preparados desde el punto de vista técnico o práctico, pero no vienen con virtudes, como la laboriosidad, el respeto a los horarios, el respeto al otro. Faltan esas virtudes porque hay crisis en la educación, en las familias”, planteó.

 

El presidente de USEC agregó que en ese contexto “la empresa cumple hoy un rol formador de las personas” y “debe ser un lugar donde las personas puedan desarrollar sus talentos, florecer como personas y salir en definitiva más dignos de como entraron”.

 

Según recalcó, en el evento que reunió a instituciones universitarias y centros de educación técnica y profesional de todo el país, “esa labor es una noble vocación que engrandece a los hombres y mujeres de empresa”.

 

Sostuvo asimismo que “la rentabilidad es buena y necesaria pero no puede ser el fin último de una empresa”.

 

 

“Esto es lo que queremos trasmitir en USEC. No estamos para ser jueces, condenar o beatificar a nadie. Estamos para mostrar que hay una forma distinta de hacer empresa y que es la única forma de que una empresa sea sustentable en el tiempo y que sea fuente de felicidad e integridad”, concluyó.